Bolivia designa el humedal protegido más grande del mundo



Posted on 01 February 2013  | 
Trinidad (Bolivia) — Con motivo del Día Mundial de los Humedales, la Convención de Ramsar relativa a los Humedales de Importancia Internacional ha designado el que supone hasta la fecha el mayor sitio Ramsar del mundo. Con más de 6,9 millones de hectáreas, el humedal de los Llanos de Moxos tiene un tamaño equivalente a Holanda y Bélgica juntas, y destaca por su rica diversidad natural y por su valor cultural.

«WWF aplaude al gobierno de Bolivia por tomar medidas enérgicas para proteger estos vitales ecosistemas», afirmó Jim Leape, director general de WWF Internacional. «La cuenca del Amazonas, que abarca a nueve países, es el hogar de un sinfín de especies autóctonas y de millones de personas, y desempeña un papel esencial en la regulación del clima, por lo que es fundamental para todos. Contar con humedales sanos contribuye a mantener el buen funcionamiento de toda la Amazonía».

Los Llanos de Moxos, ubicados cerca de la frontera entre Bolivia, Perú y Brasil, están formados por sabanas tropicales con ciclos de sequías e inundaciones. Estos humedales son especialmente valorados por su rica diversidad natural: hasta la fecha se han identificado 131 especies de mamíferos, 568 de aves, 102 de reptiles, 62 de anfibios, 625 de peces y al menos 1000 de plantas. Numerosas especies, entre ellas la nutria gigante y el delfín rosado, han sido clasificadas como especies vulnerables, en peligro de extinción o en peligro crítico de extinción.

Atraviesan la región tres ríos principales: el Beni, al oeste, el Iténez o Guaporé, al este, y el Mamoré, en la región central. Estos ríos se juntan para formar el río Madeira, principal afluente meridional del río Amazonas.

El humedal de los Llanos de Moxos es importante para evitar inundaciones, mantener caudales ecológicos mínimos en los ríos durante la estación seca y sustentar el ciclo hidrológico en la región, especialmente en los ríos peruanos y brasileños.

Se trata de una zona poco poblada, que alberga siete territorios indígenas y ocho áreas protegidas. En ella hay también comunidades de campesinos y propiedades privadas, dedicadas ambas principalmente a la agricultura.

En esta región habitaron del año 800 a.C. hasta el 1200 d.C. culturas precolombinas, como la «Cultura Hidráulica de Moxos», que se caracterizó por el uso inteligente de la infraestructura hidráulica para gestionar el agua de ese vasto territorio de llanos. En eso basaron una producción agrícola intensiva que permitió la supervivencia de esos pueblos.


El compromiso del gobierno boliviano

«La Constitución Política del Estado Plurinacional de Bolivia, reconoce la importancia de los humedales y establece como un principio básico para ‘Vivir Bien’, el respeto a los Derechos de la Madre Tierra. Consecuentes con estos principios y reconociendo la importancia de los humedales en la protección a la Madre Tierra y la relevancia internacional que representa la declaración de “Los Llanos de Moxos” como Humedal, se pone de manifiesto el compromiso del Estado Plurinacional de Bolivia en coordinación con los actores sociales de asumir el compromiso de conservar los humedales, en procura de un desarrollo integral de todos sus habitantes en Relación Armónica con la Madre Tierra y los sistemas de vida que los componen”, señaló Juan Pablo Cardozo Arnez, Viceministro de Medio Ambiente de Bolivia. “Haciendo eco al pedido del Presidente Evo Morales al mundo, hacemos un llamado a todos los países a incluir en sus legislaciones los derechos de La Madre Tierra y a cumplir los acuerdos internacionales para que los seres humanos empecemos a vivir en armonía y equilibrio con ella».

La Convención de Ramsar

La Convención relativa a los Humedales de Importancia Internacional es un tratado intergubernamental firmado por 160 países en 1971 en la ciudad iraní de Ramsar. La misión de la Convención de Ramsar es la conservación y el uso racional de los humedales, con el objetivo de lograr un desarrollo sostenible.

La designación como humedal de los Llanos de Moxos es producto de un esfuerzo conjunto liderado por el gobierno del departamento del Beni, del Ministerio de Medio Ambiente y Agua y del Viceministerio de Medio Ambiente de Bolivia. WWF llevó a cabo los estudios técnicos previstos en el marco de la Convención de Ramsar de cara a permitir la designación como humedal de importancia internacional.

Bolivia, que se adhirió a la Convención de Ramsar en 1990 y la ratificó el 7 de mayo de 2002, cuenta con ocho sitios Ramsar: Los Lípez, en el sudoeste del departamento de Potosí; el Lago Titicaca, en el departamento de La Paz; la cuenca de Tajzara, en el departamento de Tarija; los lagos Poopó y Uru Uru, en el departamento de Oruro; y el Pantanal boliviano, los Bañados de Izozog y el río Parapetí, en el departamento de Santa Cruz de la Sierra.

«La designación de los Moxos es primordial para la conservación de los humedales en la región amazónica, pues su salud tendrá un impacto positivo en los ciclos hidrológicos de la cuenca amazónica, lo que ayudará a conservar diversos ecosistemas y paisajes, garantizando un suministro equilibrado de bienes y servicios para los habitantes de la Amazonia y asegurando la conservación de esta zona tan rica como frágil», afirmó Luis Pabón, director de WWF Bolivia. «Pero lo más importante es el desafío que asumen el gobierno boliviano y la sociedad civil, comprometiéndose a proteger los Llanos de Moxos a largo plazo; esta declaración es una muestra clara de cómo, aquí, en América Latina, y especialmente en Bolivia, los procesos y políticas gubernamentales de apoyo a la conservación pueden conducir a logros importantes».

Para más información:
  • Julio Mario Fernández, director de Comunicación, América Latina y Caribe, +593-983356421 - juliomario.fernandez@wwfus.org
  • Denise Oliveira, coordinadora de Comunicación, Iniciativa Amazonia Viva del WWF, doliveira@wwf.org.br
  • Mónica Bedregal, coordinadora de Comunicación, WWF Bolivia,mbedregal@wwfbolivia.org

Acerca de WWF
WWF es una de las mayores y más respetadas organizaciones ambientalistas independientes del mundo. Cuenta con el apoyo de casi 5 millones de personas y actúa en más de 100 países. Su misión es detener la degradación ambiental de la Tierra y construir un futuro en que los seres humanos vivan en armonía con la naturaleza, conservando la diversidad biológica mundial, asegurando que el uso de los recursos naturales renovables sea sostenible y promoviendo la reducción de la contaminación y del consumo desmedido.

panda.org/news le ofrece las últimas noticias y recursos para los medios de comunicación

 
Ramsar COP logo
© Convención Ramsar Enlarge

Subscribe to our mailing list

* indicates required