Colocan collares GPS para proteger a los elefantes amenazados de Tanzania, en un esfuerzo sin precedentes | WWF

Colocan collares GPS para proteger a los elefantes amenazados de Tanzania, en un esfuerzo sin precedentes

Posted on 04 April 2018    
Foto: Un elefante con el collar GPS recién colocado.
Un elefante con el collar GPS recién colocado.
© Rob Beechey / WWF
DAR ES SALAAM - En Tanzania, el gobierno, con el apoyo de WWF, ha lanzado el mayor esfuerzo en la historia del país para colocar collares GPS en los elefantes con el fin de proteger la población cada vez más reducida de estos animales. En los últimos 40 años se ha perdido casi el 90% de los elefantes en la reserva de vida silvestre Selous, un sitio del Patrimonio Mundial, por lo que mejorar la capacidad de los guardaparques para proteger a los elefantes que quedan ante los cazadores furtivos es crucial para la recuperación de la población.
 
En un proyecto que durará 12 meses, se espera colocar collares en 60 elefantes dentro y en los alrededores de la Reserva Selous. De esta forma, la administración de la reserva y los guardaparques del gobierno podrán rastrear el movimiento de los elefantes, identificando y actuando contra las amenazas en tiempo real. El uso de collares GPS, que envían datos vía satélite, es una medida eficaz y comprobada para monitorear los movimientos de la vida silvestre y mejorar su seguridad.
 
Los datos recopilados a través de los collares ayudarán a los equipos a predecir dónde se encuentran los elefantes y sus manadas con el objetivo de anticipar los peligros que puedan enfrentar, como el riesgo de encontrarse con cazadores furtivos. También puede alertar a los equipos si la manada se dirige hacia asentamientos humanos, ayudar a alejarlos de las tierras de cultivo y reducir el riesgo de conflicto entre las personas y los elefantes.
 
"En un lugar tan extenso como la Reserva Selous donde la caza furtiva continúa existiendo, es fundamental contar con mejor información sobre el paradero de los elefantes para anticipar los riesgos que pueden enfrentar, incluyendo ataques fatales de los cazadores furtivos", indicó Asukile Kajuni, coordinador adjunto para los programas de elefantes de Ruvuma de WWF-Tanzania. "Los collares marcan un primer e importante paso en el enfoque que estamos llevando a cabo de cero-caza furtiva, permitiendo que los equipos de protección de la vida silvestre estén un paso adelante contra los ataques de los cazadores furtivos".
 
"La clave del éxito de los collares en los elefantes consiste en garantizar que todos los equipos pertinentes tengan acceso a los datos para ayudar en la toma de decisiones. El proyecto proporcionará, de forma segura, información sobre el movimiento de los elefantes en un teléfono móvil para permitir que el personal clave de seguridad e investigación acceda a los datos”.
 
"WWF también está trabajando con las comunidades locales, capacitando a rastreadores de vida silvestre en las aldeas, así como con investigadores y fiscales de delitos contra la vida silvestre para garantizar que se evalúe la gravedad de los crímenes y se den sentencias apropiadas a los culpables".
 
En los últimos 40 años, la desenfrenada caza furtiva de elefantes para obtener el marfil ha diezmado la población de 110,000 a tan solo 15,200 en la Reserva Selous. En 2014, la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (UNESCO, por sus siglas en inglés) catalogó a la Reserva Selous en su Lista del Patrimonio Mundial en Peligro debido a la gravedad de la caza furtiva de elefantes.
 
WWF está trabajando con el gobierno para adoptar un enfoque de cero-caza furtiva usando una serie de herramientas para proteger a los elefantes y los ecosistemas del país, en una de las últimas áreas silvestres en África. El enfoque de cero-caza furtiva implica no solo abordar los incidentes de caza furtiva, sino también identificar señales de actividades de caza furtiva como la presencia de trampas y campamentos de cazadores furtivos. En campo, implica acciones en varias áreas clave; desde garantizar que haya suficientes guardaparques debidamente equipados hasta trabajar estrechamente con las comunidades locales que rodean el área protegida. También incluye trabajar con fiscales y jueces para garantizar que cuando los cazadores furtivos sean enjuiciados, enfrenten sanciones que ayuden a disuadir esta actividad.
 
"Lograr un mundo libre de caza furtiva es un objetivo ambicioso, pero es el tipo de compromiso que debemos cumplir si queremos enfrentar la crisis mundial de biodiversidad y asegurar que nuestras futuras generaciones conozcan y admiren a los elefantes y otras especies silvestres", expresó Margaret Kinnaird, Líder de la Práctica de Vida Silvestre de WWF. "Cada año, en promedio, 20,000 elefantes son asesinados en África solo por sus colmillos; esto es inaceptable y debe acabar ahora mismo".
 
La semana pasada, se colocaron collares en dos elefantes de la población de la Reserva Selous, en el contiguo Parque Nacional Mikumi. Para colocar un collar a un elefante, el animal primero es sedado por un dardo de inmovilización. Cuando el elefante está sedado, el equipo procede a colocar el collar mientras recopila datos de salud sobre el elefante. Esto puede tomar hasta 30 minutos. Posteriormente el elefante recibe un antídoto para ayudarle a reponerse y unirse a su manada.
 
La colocación de collares en los elefantes se está llevando a cabo desde el 20 de marzo y continuará hasta noviembre de 2018.

--------------------
 
Para obtener más información, favor de contactar a: 
Scott Edwards | WWF | sedwards@wwfint.org | +44 7887 954116
 
- El sitio del Patrimonio Mundial de Selous enfrenta amenazas significativas. Casi la mitad de todos los sitios naturales del Patrimonio Mundial están enfrentando presiones industriales sobre su riqueza biológica, poniendo en peligro los medios de sustento y el bienestar de las personas y comunidades que dependen de ellos, y amenazando su viabilidad a largo plazo. A través de la campaña global, Together saving our shared heritage, WWF está trabajando para crear mayor conciencia de respeto por la Convención del Patrimonio Mundial y fortalecer las directrices de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos que protegen estos sitios.
                                                                                                                     
- El programa de colocación de collares está dirigido por investigadores y veterinarios del Instituto de Investigación de Vida Silvestre de Tanzania (TAWIRI) con la asistencia de la Autoridad de Vida Silvestre de Tanzania (TAWA) y la Autoridad de Parques Nacionales de Tanzania (TANAPA). WWF está ayudando a facilitar el programa.
Foto: Un elefante con el collar GPS recién colocado.
Un elefante con el collar GPS recién colocado.
© Rob Beechey / WWF Enlarge
Foto: Guardaparques colocando el collar a un elefante sedado.
Guardaparques colocando el collar a un elefante sedado.
© Rob Beechey / WWF Enlarge

Subscribe to our mailing list

* indicates required