El cacao de Zancudo Cocha ya tiene certificación orgánica | WWF
El cacao de Zancudo Cocha ya tiene certificación orgánica

Posted on 17 July 2019

La comunidad de Zancudo Cocha recibió un reconocimiento que abre muchas puertas
El amplio territorio de la comunidad kichwa de Zancudo Cocha, ubicada en la Amazonia ecuatoriana, es hogar de un invaluable número de especies de flora y fauna que habitan el bosque tropical. Entre los árboles nativos que se alzan buscando el cielo Amazónico, encontramos pequeñas parcelas de plantas de cacao. Pero este no es cualquier cacao, es el reconocido cacao fino de aroma ecuatoriano, un producto altamente apreciado por los conocedores del cacao de calidad. Esto se debe, en gran parte, a que es cultivado en sistemas agroforestales, bajo la sombra de grandes árboles como la chonta y caoba, y dentro de un área protegida, la Reserva de Producción Faunística Cuyabeno.

La comunidad de Zancudo Cocha recibió el pasado mes de junio la certificación orgánica para su cacao, un reconocimiento que abre muchas puertas, pues permite la comercialización de su productos a nuevos mercados y a precios más altos. Esta comunidad empezó a cultivar cacao en el año 2012, con la idea de tener una alternativa de ingresos, que además fuera respetuosa con el ecosistema.

A diferencia de otros monocultivos que necesitan un terreno 100% limpio, los sistemas agroforestales permiten que se mantenga la vegetación del bosque amazónico en las parcelas de cacao. Los ingresos provenientes de esta actividad también evitan que las personas se dediquen a otras labores como la ganadería, el tráfico de madera y la venta de especies de fauna nativa.

El proceso formal para obtener este reconocimiento se inició hace alrededor de un año, aunque la comunidad llevaba más de tres años trabajando para alcanzar este objetivo. El éxito del proceso se debió al trabajo conjunto de tres fichas claves. Por un lado, los miembros de la comunidad, quienes tuvieron que capacitarse en prácticas de cultivo orgánico, entre ellas, el manejo de plagas sin pesticidas para mantener los suelos libres de sustancias no permitidas. Según Saúl Tangoy, socio de la comunidad, esta certificación es el fruto de un largo trabajo. Afirma que, gracias a la certificación, ahora pueden comercializar “un producto único” en los mercados nacionales e internacionales.

El aporte de WWF-Ecuador también fue fundamental, pues apoyamos a la comunidad y sus socios en el desarrollo de este cultivo y el perfeccionamiento del proceso post-cosecha. Finalmente, la empresa de chocolates Pacari es la ficha clave que permite cerrar el círculo, pues ellos compran el cacao de Zancudo Cocha, pagando precios justos y responsables, y reconociendo el gran trabajo de la comunidad de Zancudo Cocha y el valor agregado de su producto.

Además, Pacari lanzó la nueva línea de productos WWF. Un porcentaje de las ventas de estos productos será destinado a proyectos de conservación de WWF. De esta manera, los consumidores también pueden ser parte de la alianza y continuar apoyando a la conservación del Ecuador y el esfuerzo de comunidades como Zancudo Cocha.

El cultivo de cacao sostenible se ha convertido en una importante fuente de ingreso para la comunidad, que, además, permite conservar el territorio y proteger a las especies que habitan en esta zona. Sin embargo, la obtención de esta certificación también representa un desafío para los miembros de la comunidad, pues debe ser renovada año a año y mantenerla requiere de trabajo e inversión por parte de la comunidad.
El cacao de Zancudo Cocha ya tiene certificación orgánica
© WWF-Ecuador
Cacao de la comunidad de Zancudo Cocha
© WWF-Ecuador