WWF repudia la matanza de rinocerontes en Sudáfrica: más de 1.000 ejemplares en 2013



Posted on 17 enero 2014  | 
Rinocerontes blancos
© Martin Harvey / WWF-CanonEnlarge
El Gobierno de Sudáfrica ha revelado hoy que 1004 rinocerontes fueron asesinados por furtivos en el país en 2013, cerca de 3 animales cada día, un devastador aumento frente al anterior récord de 668 en 2012. El emblemático Parque Nacional de Kruger sigue llevándose la peor parte, concentrando 606 de las muertes de rinocerontes. Para WWF, estas trágicas cifras son una gran llamada de atención sobre la urgente necesidad de actuar contra las redes criminales que trafican con la vida salvaje.

“Las redes criminales que se lucran con el asesinato de nuestros rinocerontes amenazan la seguridad nacional y dañan la economía espantando al turismo”, ha dicho el Dr Jo Shaw, responsable del programa de rinoceronte de WWF Sudáfrica. “La caza furtiva de rinocerontes y el tráfico de sus cuernos no son simples asuntos ambientales, representan una amenaza para los cimientos de nuestra sociedad”, ha añadido.

Las cifras del furtivismo en Sudáfrica han aumentado de manera alarmante en los últimos años, desde los 13 rinocerontes cazados en 2007 hasta el millar de 2013. La población de rinocerontes de Sudáfrica se está acercando a un punto crítico, cuando las muertes comiencen a superar los nacimientos, lo que llevará a la especie a un declive peligroso. Sudáfrica acoge aproximadamente al 80% de rinocerontes de África.

Redes internacionales de traficantes envían los cuernos de rinoceronte a Asia, principalmente Vietnam, donde se les atribuyen propiedades casi mágicas, como el poder para curar el cáncer.

A finales de 2012, Sudáfrica firmó un acuerdo con Vietnam para frenar el tráfico de especies, y los dos países diseñaron después un plan de acción conjunto para el rinoceronte. Sudáfrica ha firmado desde entonces un acuerdo similar con China, y está desarrollando otros con Tailandia, Laos, Camboya y Hong Kong.

“Lo fundamental es que los rinocerontes de Sudáfrica están contra la pared, enfrentándose a una verdadera crisis y los acuerdos tienen que traducirse en acciones eficaces sobre el terreno”, ha dicho Shaw.

Este mes Vietnam debe dar cuenta de sus progresos en la lucha contra el tráfico de cuernos de rinocerontes –incautaciones, arrestos y condenas. También se ha pedido al país que desarrolle e implemente medidas para reducir la demanda de cuernos de rinocerontes entre sus ciudadanos, un aspecto crucial para acabar con estos crímenes.

Del mismo modo, Mozambique, el punto clave de salida de los cuernos hacia Asia, debe mostrar progresos en la implementación de la legislación con penas disuasivas para combatir el comercio ilegal de especies.

También Sudáfrica debe realizar nuevas acciones para frenar la caza furtiva de rinocerontes. “Sería esperanzador ver más arrestos entre los cabecillas de las organizaciones criminales, y ver que los arrestos se traduzcan en condenas con penas contundentes, que disuadan a los criminales de lucrarse con la muerte de nuestros rinocerontes. Más acción para erradicar la corrupción también sería muy bienvenida”, ha concluido Shaw.

El mes que viene, los líderes mundiales se reunirán en Londres con motivo de una cumbre sobre tráfico de especies convocada por el Príncipe Carlos y el primer ministro británico, David Cameron. Se espera que asistan jefes de estado y ministros de medio centenar de países. El objetivo de la cumbre es conseguir un compromiso político para dar una respuesta global al tráfico de especies. El acuerdo debe mejorar la aplicación de la ley, reducir la demanda de productos procedentes del tráfico de especies, y apoyar el desarrollo de medios de vida sostenibles para evitar la caza furtiva.
Rinocerontes blancos
© Martin Harvey / WWF-Canon Enlarge
Rinoceronte blanco asesinado por su cuerno
© WWF-Canon / Martin HARVEY Enlarge
Southern white rhinoceros skulls retrieved from animals killed by poachers, Mkhaya Game Reserve, Swaziland
© naturepl.com / Mark Carwardine / WWF-Canon Enlarge