Cuando los pescadores piden una veda



Posted on 03 octubre 2013  | 
Paita, Piura. Perú.
© Diego PérezEnlarge
Piura, setiembre de 2013. En el puerto de Paita, Piura, está ocurriendo algo que no suele pasar en este país. Los pescadores están pidiendo que el Estado les imponga una veda de varios meses, durante los cuales serán obligados por ley a dejar de pescar perico, su principal pesca.

El perico es un tema serio en Paita, este puerto concentra la mayor flota periquera del país y quizás del mundo, ya que el Perú es el mayor pescador de perico del planeta. Sólo en Paita, más de 10 mil familias viven directa e indirectamente de esta pesquería.

¿Por qué quieren la veda los pescadores de este puerto? Sin duda por preocupación, pues ya están notando cambios significativos en el perico y su pesca. A pesar de que no hay mucha información científica e histórica sobre esta especie, un antiguo pescador nos cuenta el cambio que ha notado en el tiempo
“Cuando empezó a llegar el perico a Paita, a finales de los 80, recuerdo que solíamos pescar aquí nomás, a unas horas ya se encontraban tremendos pericos, grandazos, de 15 a 18 kilos, ahora se han ido más lejos y se están haciendo pequeños”.

Para Cesar Abanto Noriega, Presidente de la Asociación de Armadores Artesanales de Consumo Humano Directo – Paita – AAARCUDIPA está claro quién es el responsable; “nosotros mismos somos los responsables de lo que está pasando con el perico” afirma poderosamente y continúa “antes, la temporada de pesca del perico duraba solo 4 meses, entre noviembre y marzo, en esta época del año los pericos adultos se acercan a las costas. Sin embargo, actualmente la temporada de pesca empieza mucho antes, en julio, cuando el perico está lejos, 600 millas mar adentro”.

Cuando la economía y la ecología se encuentran

Ampliar la temporada de pesca es un problema económico y ambiental, por un lado se necesitan jornadas de pesca más largas (que son menos rentables pues llegan a durar 25 días y costar más de 20 mil soles) y por el otro, durante los meses de invierno, mar adentro, los cardúmenes de pericos están conformados por gran cantidad de individuos juveniles, que no tienen la talla mínima de captura y que no han sido capaces de reproducirse siquiera una vez, afectando la existencia misma de la especie en el mediano y largo plazo.
Para el Biólogo Samuel Amorós, Coordinador del Programa Marino de WWF Perú “lo que estamos observando en Paita con el perico es producto de muchos factores, entre ellos los climáticos, que podrían estar alterando las corrientes cálidas en las que habita la especie. Sin embargo, también existen prácticas no sostenibles que afectan negativamente a la especie; no sólo la pesca en temporada de mayor presencia de juveniles, sino también el no respetar la talla mínima de captura de 70 cm establecida por PRODUCE, el uso de anzuelos muy pequeños los cuales capturan pericos juveniles, e incluso otras especies como tortugas marinas y tiburones, entre otros.

El camino a la sostenibilidad

Una veda para salvaguardar el ciclo reproductivo del perico es una buena idea. Sin embargo, para asegurar la sostenibilidad de esta pesquería es necesario dar un paso más allá. También es necesario cambiar los aparejos de pesca para reducir la captura incidental de otras especies y generar más información científica.
Esto es lo que han entendido los pescadores artesanales de Paita, quienes además de pedir al Estado la veda del perico entre el 01 de mayo y el 01 de octubre de cada año, sumaron su respaldo a la iniciativa de lograr un Plan de Mejoramiento Pesquero para toda la pesquería, el cual es un paso importante para lograr la certificación MSC (Marine Stewardship Council).

Con el respaldo de los pescadores artesanales de la mayor flota periquera del mundo, el Perú está un poco más cerca de asegurar el futuro de la especie y el de miles de familias que dependen de su pesca. “Pesquerías estratégicas como la del perico, deben funcionar de manera ordenada, con la participación de todos los actores involucrados, y bajo estándares como el MSC, que asegura la existencia futura del recurso que se está extrayendo, este es un gran paso para el perico, para Paita y para el país” comentó Amorós.

El programa marino de WWF Perú trabaja por un mar productivo y sano, que provea recursos hoy y siempre, por eso, actualmente está impulsando la mejora de pesquerías clave como la del perico, a través de la certificación Marine Stewardship Council – MSC.
 
Paita, Piura. Perú.
© Diego Pérez Enlarge
Paita, Piura. Perú.
© Diego Pérez Enlarge
Paita, Piura. Perú.
© Diego Pérez Enlarge
Paita, Piura. Perú.
© Diego Pérez Enlarge
Paita, Piura. Perú.
© Diego Pérez Enlarge