Regresa Bibo, una campaña de WWF y El Espectador



Posted on 01 July 2013  | 
Logo BIBO
© El EspectadorEnlarge
Bosques y agua: energía para el futuro

Bibo, una de las iniciativas más grandes del país para la conservación, dará a conocer a partir de hoy la importancia del cuidado de los bosques y de su relación con el agua para garantizar nuestra seguridad energética.

Los bosques son una fuente de recursos estratégicos para Colombia. Proporcionan madera, frutas y plantas medicinales, además de ayudar a mitigar las emisiones de gases de efecto invernadero, causantes del cambio climático.

Tal vez uno de los servicios ambientales más importantes de los bosques es su vínculo con el agua, pues regulan su suministro disminuyendo el riesgo de inundaciones y sequías. Es un círculo virtuoso: al conservar las fuentes hídricas, éstas nos proveen de la fuerza necesaria para mover las turbinas que producen electricidad.

Esta relación vital entre bosques, agua y energía será el foco de la campaña con la que este año regresa Bibo (Bienes y Servicios Ambientales de los Bosques), una iniciativa de El Espectador, World Wildlife Fund (WWF) y el Ministerio de Ambiente y Desarrollo Sostenible.

El mensaje, de acuerdo con Javier Sabogal, oficial de economía verde de WWF, es que “si hay una buena gestión de los recursos naturales de los bosques que ayudan a regular el agua, entonces habrá mayor seguridad energética”.

De acuerdo a la Comisión de Regulación de Energía y Gas (CREG), el 77% de la generación de energía eléctrica del país en años normales proviene de plantas hidráulicas y el resto de plantas térmicas que utilizan combustibles fósiles como el carbón y el gas. En otras palabras, la luz de la mayoría de los hogares colombianos proviene en últimas de los bosques. Esto hablando de un año sin fenómenos climáticos extremos, pues cuando hay sequías (como los años con Fenómeno de El Niño), se debe acudir a otras fuentes para garantizar el suministro de energía. En estos años, la generación puede ser casi 50% y 50% entre térmicas e hidroeléctricas.

El 2013 fue declarado el Año Internacional de la Cooperación en la Esfera del Agua, por la Asamblea General de las Naciones Unidas. Esto ha propiciado un movimiento mundial cuyo objetivo es divulgar los desafíos que enfrenta la gestión del recurso hídrico, como el aumento de la demanda de acceso y de su distribución.

En su tercer año de campaña, Bibo se sumará a esta apuesta por el agua y ampliará el mensaje hacia bosques y energía con diferentes estrategias de divulgación. A partir de hoy circulará cada jueves un especial editorial a través del cual se podrá conocer cuáles son las energías renovables y las no renovables, el panorama y los desafíos de las hidroeléctricas en Colombia, y la relación entre bosques, agua y energía debido a su vital importancia para la supervivencia del planeta.

También se publicarán crónicas sobre los diferentes tipos de bosques en Colombia y las iniciativas de diferentes comunidades para preservarlos. Y a finales de septiembre comenzarán a circular seis afiches coleccionables con experimentos en los que Keiko, la nutria, símbolo de esta campaña, explicará cómo funcionan las distintas energías.

Bibo viajará a Bogotá, Cali y Medellín para realizar talleres experimentales en lugares públicos, con el fin de que los niños entiendan de manera práctica el funcionamiento de los diferentes tipos de producción de energía. Entre otras novedades para este año se encuentra el lanzamiento de una aplicación en Facebook para jugar con Keiko.

Además, se realizará la versión 2013 del reconocimiento empresarial Bibo a las empresas que tienen mejores prácticas ambientales, sobre todo con el buen uso de la energía.

Sin una producción constante de energía es imposible pensar en el mundo como hoy lo conocemos. En 27 años el consumo de energía podría crecer un 53%, de acuerdo a la US Energy Information Administration. Esta demanda es suplida principalmente por combustibles fósiles que se agotan y no se renuevan. El reto, de acuerdo con WWF, consiste en lograr para 2050 un suministro 100% de energía renovable, que sea viable, factible y costo-efectivo.

Colombia, gracias a su riqueza natural, obtiene la mayoría de su energía eléctrica del agua. Por eso su desafío es conservar los bosques, aprovechar de forma sostenible sus recursos y utilizar también otras fuentes de energía renovable, como eólica, solar y geotérmica, para disminuir los riesgos de suministro en momentos de escasez.

También es necesario que la mayoría de personas sea consciente de que si los bosques se siguen degradando, también lo hará la generación de agua y de energía. El futuro depende de que se adopten estilos de vida sostenibles en los que haya un consumo racional y eficiente de estos recursos.

Fuente: El Espectador
Para leer el artículo original, haz click acá
Logo BIBO
© El Espectador Enlarge

Subscribe to our mailing list

* indicates required